Tendencias de consumo alimentario para 2022

En Muñoz y Pujante siempre trabajamos para ir a la par con las demandas del mercado.

Estamos en constante mejora de nuestros procesos, para optimizar tiempos de respuesta a nivel interno, que se traducen en posicionamiento como proveedor confiable y comprometido. También invertimos en I+D+i para lanzar productos específicos que nos demandan empresas industriales de alimentación y el sector horeca.

Dieta equilibrada

La empresa estadounidense ADM, líder mundial en nutrición, ha publicado su segunda lista anual de tendencias globales de consumo para el 2022.

Uno de los puntos fuertes que destaca es la tendencia a una nutrición sana por parte de los consumidores para apoyar el bienestar integral de su estilo de vida.

Dicho estudio refleja que el 37% de los consumidores globales quieren adquirir buenas prácticas alimentarias, ya que consideran que lo que comen puede afectar positivamente a su bienestar mental.

Una dieta flexitariana

Los hábitos de alimentación flexitarianos (basados en vegetales con reducción del peso de la carne y el pescado) se han convertido cada vez más asentados entre la población global.

Se estima que las proteínas alternativas representen el 11% del mercado total de proteínas en 2035. Esto se refleja también en la actual respuesta de grandes marcas de alimentos y bebidas que están ampliando las opciones basadas en plantas densas en nutrientes para los consumidores.

“Ingredientes reales”

El consumidor final cada vez más mira la etiqueta. Quiere saber de qué está compuesto lo que come, y se informa más de los procesos e ingredientes. Hay un deseo de transparencia en toda la cadena del producto.

Por poner un ejemplo con respecto a los alérgenos, en Muñoz y Pujante hace 7 años que tomamos la decisión de aportar las mayores garantías al consumidor y dar información veraz en nuestras etiquetas acerca de la no presencia de alérgenos, así como una gestión impecable de los circuitos productivos, que evita las contaminaciones cruzadas y garantiza la seguridad alimentaria.

Los alérgenos se han regulado en la Unión Europea desde 2005, pero el “etiquetado preventivo” o etiquetado EPA en los productos actualmente no es obligatorio. Comprometerse con la salud del consumidor en este caso supone cambios y costes añadidos, que nosotros hemos decidido asumir de forma voluntaria; pero que consideramos esenciales para mejorar la oferta y la fiabilidad de los productos.

Soluciones biológicas y renovables

Cada vez somos más conscientes, e intentamos ser más responsables, del impacto medioambiental de nuestras acciones y hábitos. Según el estudio, el 38% de los consumidores globales están dispuestos a pagar más por productos elaborados con materiales sostenibles.

Prima la búsqueda de productos locales, elaborados respetando el entorno y que cuiden de la calidad en todo el proceso de producción.

No sabemos qué nos deparará el 2035 en Muñoz y Pujante. Lo que sabemos es que día a día, año tras año, uno de nuestros objetivos es ser mejores para el sector alimentario y para el canal  horeca, generando un impacto directo en todas las personas que viven, trabajan y disfrutan de la comida.

Compartir:
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email